Por qué el Barcelona no puede cerrar nuevos fichajes

The Locker Room se cuestiona por qué le ha costado tanto trabajo al Barcelona cerrar nuevas contrataciones