Stephens Se Impone A Mertens En Nueva York

REUTERS

 

EFE

La estadounidense Sloane Stephens, tercera cabeza de serie y actual campeona defensora del Abierto de Estados Unidos, logró esta noche el pase a los cuartos de final tras vencer por 6-3 y 6-3 a la belga Elise Mertens, decimoquinta favorita.

La victoria permite a Stephens seguir en la lucha por revalidar el título de campeona y además vengarse de la derrota que sufrió ante Mertens, de 22 años, en los octavos de final del pasado torneo Masters 1000 de Cincinnati (7-6(8) y 6-2), el único duelo que habían tenido hasta ahora entre ambas como profesionales.

La próxima rival de Stephens será la letona Anastasija Sevastova, decimonovena cabeza de serie, que se impuso por 6-3, 1-6 y 6-0 a la ucraniana Elina Svitolina, séptima favorita, y logró por tercer año consecutivo el pase a los cuartos de final del Abierto de Estados Unidos.


El duelo entre Sevastova, de 28 años, que disputa por sexta vez el Abierto de Estados Unidos, será el cuarto con ventaja de 2-1 en los tres anteriores para la tenista letona.

El partido frente a Mertens, que duró una hora y 26 minutos, y se disputó en el pista central Arthur Ashe Stadium, no tuvo más historia que comprobar la superioridad de Stephens, que controló el partido de principio a fin pese a que su saque no fue tan eficaz como en otras ocasiones.

La jugadora estadounidense estuvo acertada en los momentos cruciales del partido para romper el servicio de su rival y llevarse el duelo ante la incapacidad de Martens para encontrar la forma de neutralizar su juego.

La campeona defensora del Abierto de Estados Unidos colocó 16 golpes ganadores y cometió 25 errores no forzados, comparados a los 12 y 35, respectivamente, de Mertens, que estuvo muy insegura desde el fondo de la pista y apenas subió nueve veces a la red para cinco puntos por 8 de 14 de Stephens.

"Ha sido el triunfo que deseaba conseguir para seguir en la defensa del título y disfrutar de nuevo del gran ambiente y el apoyo de los aficionados neoyorquinos", declaró Stephens al concluir el partido. "El partido no fue fácil, pero siempre me adapté bien a lo que tenía que hacer en el campo y era jugar con consistencia y seguridad".

En otros partidos de la séptima jornada, la estadounidense Serena Williams, decimoséptima cabeza de serie, se clasificó para cuartos al derrotar 6-0, 4-6 y 6-3 a la veterana estonia Kaia Kanepi, la número 100 del mundo.


La próxima rival de Williams será la checa Karolina Pliskova, octava cabeza de serie, que ganó por 6-4 y 6-4 a la joven australiana Ashleigh Barty, decimoctava favorita.

El duelo entre Williams y Pliskova, que llegó por tercera vez consecutiva a los cuartos de final, será el tercero con reparto de triunfo y derrota en los dos primeros.

Si Williams, de 36 años, vence a Pliskova, entonces tendría la oportunidad de enfrentarse en las semifinales a Stephens y mantener la opción de una hipotética final con la rusa Maria Sharapova, que mañana, se enfrenta en octavos de final a la española Carla Suárez por la parte baja del cuadro.