Napoli cierra con derrota ante Bologna la Serie A

Reuters

EFE

El paraguayo Federico Santander, delantero del Bolonia, cerró este sábado su primera temporada en la Serie A con un doblete decisivo para darle al cuadro boloñés una victoria por 3-2 contra el Nápoles, en la trigésima octava y última jornada.

El Bolonia estuvo por delante 2-0 y, tras ser remontado hasta el 2-2 por el Nápoles, logró la victoria en el 87 cuando Santander celebró su octava diana de la temporada, la tercera en dos partidos contra el conjunto napolitano.

El Bolonia, que consiguió la permanencia matemática el pasado lunes gracias al empate 3-3 contra el Lazio, se despedía este sábado de su afición y consiguió una doble ventaja antes del descanso gracias a un cabezazo de Santander y a un tanto del suizo Blerim Dzemaili, exjugador del Nápoles.

El 1-0 llegó en el 43 y se originó en un perfecto centro del argentino Rodrigo Palacio que Santander envió de cabeza al fondo de las mallas mientras que el 2-0 llegó dos minutos después, cuando Dzemaili recorrió 40 metros de campo con el balón y superó al meta con un zurdazo desde el límite del área.

La reacción del Nápoles se concretó en la reanudación, cuando el argelino Faouzi Ghoulam recortó distancias a la hora de juego y Mertens, a pase del alemán Amin Younes, le endosó al Bolonia el undécimo gol en su carrera (m.80).

La inercia estaba a favor del equipo del técnico Carlo Ancelotti, que también golpeó a la madera en el 85 con el polaco Piotr Zielinski, pero en el 87 apareció Santander, quien decidió el encuentro con el definitivo 3-2.

Así, el Bolonia terminó su Serie A con 44 puntos, 23 de ellos sumados en las últimas once jornadas. Por su parte, el Nápoles acabó el curso con 79, en la segunda plaza.

Horas antes, el Frosinone y el Chievo Verona, ya matemáticamente descendidos desde hace semanas, empataron 0-0 en el último partido de la carrera del delantero del cuadro veronés Sergio Pellissier, quien se retiró tras jugar 517 encuentros y marcar 139 goles.

A sus 40 años, Pellissier llegó a competir con el Chievo en la fase previa de la Liga de Campeones del curso 2006-2007. En la presente campaña, el delantero de Aosta jugó 19 partidos y marcó cuatro goles.